Inicio » centrales nucleares

Archivo de la categoría: centrales nucleares

LA ENERGÍA NUCLEAR NO ES RENOVABLE, NO ES SEGURA, NO ES BARATA Y SI CONTRIBUYE AL CALENTAMIENTO GLOBAL directa e indirectamente

ATENTOS A OTRO INTENTO DE MANIPULACION Y DESINFORMACION DEL LOBBY NUCLEAR, analizado en el siguiente artículo:

Climate Change and Nuclear Power: You Don

Cambio Climático y Energía Nuclear: No se cura una plaga mediante la difusión del cólera. La radiación nuclear no es la solución al calentamiento global

En el período previo al COP21, un centenar de personalidades francesas e internacionales están firmando una apelación el Mediapart, titulado:

“Vamos a dejar los combustibles fósiles en el suelo. Esa es la manera de poner fin a los crímenes climáticos “.

Y nosotros, simples ciudadanos, somos invitados a firmar también. A uno le gustaría ser capaz de firmar, pero por desgracia, el texto no es adecuado: no por lo que dice, lo que es cierto en general, sino por lo que no dice y que inmediatamente pone en duda  el resto. Decir la mitad de una verdad y omitir la otra mitad no es decir la verdad.

Este llamamiento dice con razón que debemos tomar ahora las medidas urgentes que – tal vez – pongan fin al calentamiento global y la alteración del clima en el tiempo para evitar que el planeta se vuelva inhabitable, y que el fracaso sea el «ecocidio … violentando a todos los vivientes seres, los ecosistemas y las sociedades, y que amenaza los derechos de las futuras generaciones ». Pero para continuar con la producción y el consumo de la energía nuclear, lo cua ¿no es un «ecocidio … que ataca a todos los seres vivos, los ecosistemas y las sociedades, y amenaza los derechos de las generaciones futuras»? No decir ni una palabra sobre esto, no es del todo insignificante. Equivale a la preferencia tácita por un ecocidio sobre otro, denunciando la primera y aceptando la segunda. Incluso si eso no se hace deliberadamente.

El recurso de hecho declara:. «Sabemos que las multinacionales y los gobiernos no abandonarán fácilmente las ganancias que sacan de la extracción de las reservas de carbón, gas y petróleo o de la agricultura industrial globalizada ávida de energía fósil» Por tanto según este recurso, son tres fuentes de combustibles fósiles las que hay que prohíbir: carbón, gas y petróleo. Una declaración más atractiva, el de las organizaciones no gubernamentales emitida en junio pasado en Mediapart, expresó su deseo de «prohibir todos los nuevos proyectos de energías contaminantes y así garantizar que el acceso a la energía limpia de bajo costo y segura se convierta en un bien público», sin citar ninguna fuente de energía particular , pero de hecho excluía la energía nuclear, que no es limpia ni de bajo coste ni segura. ¿Por qué entonces, en esta petición con nuevas personalidades ‘, no citan la extracción de uranio entre las «reservas» de la que ciertas multinacionales (AREVA por ejemplo) y algunos gobiernos (como Francia) buscan – con mayor o menor éxito, es cierto – una “extracción de beneficios »?

¿Eso es porque consideran al uranio como mineral y no un «combustibles fósil»? ¿Es sólo una preocupación semántica, una mera cuestión de la definición?

Echemos un vistazo más de cerca. ¿Qué es lo que describimos como «fósil»? El Diccionario Larousse dice: «las cosas en el estado de fósiles». Esclarecedor, ¿eh? Pero los fósiles? No dice «residuos o la impresión de una planta o animal enterrado en estratos rocosos antes del período geológico actual y conservado allí». Esa definición no ha sufrido cambios desde la impresión de la Enciclopedia Larousse (1962, vol. 5).

El carbón, el gas y el petróleo no llevan la huella de las plantas y los animales, y no pueden ser llamados «restos» tampoco, aunque se deriven de las plantas. Obviamente eso no es lo que hace que la gente los llame «fósil». Así que,  otro sentido?

Simplemente el primer sentido de la palabra «fósil», si nos referimos esta vez a la “Diccionario en línea” (y también a “Reverso”):. «Lo que se extrae o procedente del interior de la tierra» Este significado coincide con la etimología indica Larousse: «Del latín fossilis, extraídos de la tierra. »

Así que los «combustibles fósiles» son llamados «fósil» no porque resultan de la descomposición de las plantas, sino debido a que se producen a partir de materiales extraídos de la tierra – cuando existen en cantidades limitadas «a diferencia de las energías renovables» como el Larousse describe . Esta es una definición que se ajusta a la energía nuclear, siempre ya que depende de la extracción y el tratamiento de mineral de uranio. El hecho de que el mineral «uranio natural» se enriquece (en uranio 235), mientras que el petróleo crudo es refinado, no hace ninguna diferencia. Por lo tanto hay que decir de una vez por todas, para detener los trucos astutos de los nucleócratas: la energía nuclear no sólo es fisionable, también es fósil. Forma parte de las energías fósiles, extraídas de la tierra y agotable. Debería nombrarse cada vez que alguien enumere las «energías fósiles».

Después de haber resuelto esta cuestión de vocabulario, ¿cómo podemos explicar el trato de favor dado a la energía nuclear? Sin duda, es un trato de favor, omitirlo de los anuncios de las «energías fósiles» puestas en la picota por sus desagradables efectos sobre el clima.

También en este caso, hay que señalar la hábil propaganda de los nucleócratas, que son aún lo suficientemente temerarios afirmando que «la energía nuclear es bueno para el clima». En realidad, la energía nuclear, visto sólo desde el punto de vista climático, comparte todos los defectos de los otros combustibles fósiles.

Es no renovable, como acabamos de decir. Al ritmo actual de extracción y el consumo, las reservas conocidas de uranio se agotarán casi tan pronto como las reservas de petróleo crudo, tal vez antes. Y el colapso podría ocurrir incluso antes si el número de instalaciones de fuerza nuclear crece a través de las acciones que proliferan de los nucleócratas.

La creciente rareza de su combustible significa que la energía nuclear se limita a agravar las «guerras por el petróleo» mediante la creación de «guerras de uranio», que ya han comenzado en África, sobre todo en forma de terrorismo.

La energía nuclear explota los países de la extracción (por ejemplo AREVA en Níger). manteniendo un sistema neocolonial y poniendo en peligro la salud de las poblaciones locales.

Su contaminación es mucho más grave que la de las otras energías fósiles. Los habitantes de Pripiat y Fukushima, las 600 000 liquidadores de Chernobyl (o sus sobrevivientes), las miles de víctimas de cáncer,  las víctimas de los ensayos nucleares después de las de Hiroshima y Nagasaki, por mencionar sólo  las víctimas más conocidas – todas esas personas pueden dar fe de ello.

Por último y sobre todo, la energía nuclear contribuye también al calentamiento global:

directamente, mediante el calentamiento de la atmósfera a través de las columnas de vapor que se elevan de forma continua desde las «torres de refrigeración», que son de hecho «torres de calentamiento climático», y ponen en curso  en ríos, océanos, agua de refrigeración que calienta el clima; indirectamente, por el uso energías fósiles que producen gases de efecto invernadero, en todas las actividades involucradas en las edificaciones y que alimentan las plantas, todo el camino desde la mina hasta el «tratamiento» de la planta.

Estos son los fallos comunes de las energías fósiles, a la que la energía nuclear añade al menos tres de su propia:

Sus efectos por la radiatividad son invisibles, inaudibles, inodoros, insípidos, en definitiva, imperceptibles excepto para los dispositivos especiales, y por lo tanto, mucho más difícil de evitar … y más difícil de inculpar después de que hayan afectado a la salud de las personas (como se ha aprendido amargamente por las víctimas civiles y militares de las pruebas nucleares de Francia);

Sus efectos mortales son casi eternos (vida media del plutonio: 240 000 años; la vida media del uranio 23 4,5 mil millones de años), lo que significa que la contaminación radiativa añadida a la de gases de efecto invernadero es imposible de precisar en el espacio y también en el tiempo;

– Por último, pero no menos importante, su combustible es utilizable y es de hecho utilizado para fabricar armas de destrucción masiva (16 000 existentes en la actualidad), que permanentemente amenazan con destruir el planeta.

De todos modos, vamos a reconocer una de las ventajas que la energía nuclear tiene sobre las otras energías fósiles:
Ya sea multiplicando Chernobyls y Fukushimas (en Francia lo más probable), la energía nuclear nos salvará de tener que luchar contra el ecocidio climático, ya que habrá muy pocas personas que sobrevivan a ella.

Pero eso no nos debe evitar pensar y decir en voz alta que no, no, no, propagar la contaminación nuclear no es la manera de tratar la plaga climático.

Los firmantes de la Campaña «Vamos a dejar el de los combustibles fósiles en el suelo. Esa es la manera de poner fin a los crímenes climáticos » harían bien en decir lo mismo sobre la energía nuclear. Añadiendo en la publicación, por qué no, un anexo extra a su petición.

Jean-Marie Matagne
Presidente de ACDN (Acción des Citoyens pour le désarmement Nucléaire)
Acteur (de base) d’Alternatiba

———- Post added 30-ago-2015 at 10:44 ———-

COMENTARIO: Fukushima lleva más de 4 años emitiendo vapores radioativos, y diariamente, toneladas de agua radioativa al Pacífico.

Fukushima es una especie de “horno radioactivo” abierto, que esta contribuyendo significativamente al calentamiento global

———- Post added 30-ago-2015 at 10:50 ———-

EL TERMINO CALENTAMIENTO GLOBAL TAMBIEN CONTRIBUYE A LA CONFUSIÓN, EL TERMINO EXACTO ES FORZANTE RADIOATIVO.

El IPCC -El Panel Intergubernamental de Cambios Climáticos- utiliza el concepto: Forzante radioativo: Cambios en la cantidad de gases y aerosoles que alteran el balance de energía del sistema climático. Esos cambios son expresados en términos de forzantes radioactivas, las cuales son usadas para comparar como la contribución humana y los factores naturales influencian en el calentamiento o enfriamiento del sistema climático. Forzante radioactiva es la medida de influencia que un factor tiene de alterar el balance de energía que entra o sale en el sistema Tierra-Atmósfera y es un índice de importancia del factor como un potencial mecanismo de cambio climático.[/FONT]

Forzante radiativo
Como concepto general, un forzamiento radiativo en clima significa cualquier cambio en la radiación (calor) entrante o saliente de un sistema climático. Puede deberse a cambios en la radiación solar incidente, o a diferentes cantidades de gases activos radiactivos.
Para definiciones más específicas – ver la Sección “Usos del IPCC”.
Forzante radiativo – Wikipedia, la enciclopedia libre

La utilización del término “calentamiento global” que los medios y la propaganda han popularizado, en lugar del término utilizado por el IPCC, “forzamiento radioativo”; tienen como fin, facilitar la manipulación del calentamiento global para justificar la energía nuclear.

EL CARISIMO DESMANTELAMIENTO DE LAS VIEJAS CENTRALES NUCLEARES. ¿QUIÉN VA A PAGAR?

En pleno saqueo del 1%  a la población, en plena dictadura de la banca y corporaciones. Después de 4 decadas de beneficios “caídos del cielo”, para las empresas nucleares. Toca su desmantelamiento y almacenamiento de los residuos, 

¿Quiénes lo vamos a pagar? 

El desmantelamiento de las nucleares costaráÂ*175.000 millones hasta 2040El Periodico de la EnergÃ*a | El Periodico de la EnergÃ*a

La Agencia Internacional de Energía (AIE) dijo el año pasado en su informe World Energy Outlook 2014, que casi 200 de los 434 reactores en funcionamiento en todo el mundo serán clausurados antes de 2040

Recientemente, Mycle Schneider, consultor de energía nuclear en París, señalaba a Reuters que los costes se han subestimado y que la clausura de un reactor podría elevarse hasta los 1.300 millones. El jefe de análisis del departamento de generación de la AIE, Marco Baroni, ha salido al paso y ha explicado que incluso excluyendo los costes de eliminación de residuos, la estimación de 87.000 millones era puramente indicativa y que el costo final podría ser hasta el doble –unos 175.000 millones- lo que supondría elevar el coste de desmantelamiento de cada una de las centrales a 875 millones. No obstante, advirtió de que los costes de desmantelamiento por reactor pueden variar en un factor de uno a cuatro.

Los costes de desmantelamiento varían según el tipo de reactor y el tamaño, la ubicación, la proximidad y la disponibilidad de instalaciones de eliminación, el futuro uso previsto del sitio, y la condición del reactor en el momento de la clausura. Pero las cifras que se manejan son mareantes y se situán, las más de las veces, entre los 500 y los 1.000 millones por central.

el costo de desmantelamiento en los Estados Unidos,- que cuenta en la actualidad con unos 100 reactores – oscila entre 300 y 400 millones de dólares, pero que en algunos casos el coste podría ser mucho mayor.

El Consejo de Seguridad Nuclear francés y la intervención del Estado gala han estimado los costes de desmantelamiento de las nucleares del país, entre 28.000 y 32.000 millones de euros. Una cifra similar -36.000 millones de euros- es la que tienen preparada E.ON, RWE, EnBW y Vattenfall para ‘apagar’ sus centrales nucleares antes del plazo límite de 2022, fijado tras el desastre de Fukushima en 2011 y pagar el almacenamiento de residuos. Sin duda, una de las mayores provisiones nucleares del mundo, que refleja la determinación de Alemania de establecer un modelo para otros países nucleares a la hora de lidiar con los reactores durante las décadas posteriores al apagón.

El proyecto de ley de Gran Bretaña para el desmantelamiento y eliminación de residuos se estima ahora en 110.000 millones de libras (145.000 millones de euros) en los próximos 100 años, más del doble de los 50.000 millones de libras que se estimaron hace 10 años. Las estimaciones del Gobierno japonés cifran el costo del desmantelamiento de los 48 reactores nucleares del país en unos 30.000 millones, cantidad que se tilda de conservadora y que se queda muy corta. Rusia, por su parte, cuenta con 33 reactores y los costos que se manejan oscilan entre los 440 y los 850 millones por reactor.

Las cifras son mareantes y lo que más preocupa de todo es quién acarreará con los costes.

La última desmantelación realizada en España fue la de la central de Vandellós I y su coste ascendió a 135 millones de euros cantidad en la que no estaba incluida la evacuación del combustible gastado, ni la instalación de apoyo al desmantelamiento (ATI) que serviría para el almacenamiento temporal del combustible. En cualquier caso Vandellós I cesó su actividad después de 17 años de operación y de haber generado 55.647 millones de kilowatios. Aunque sólo fuera el 1% del valor de la energía producida, a los precios actuales ¿se imaginan el coste del desmantelamiento?

ALTOS NIVELES DE CANCER DE MAMA CERCA DE LAS CENTRALES NUCLEARES DEL REINO UNIDO

http://nuclear-news.net/2015/06/10/high-levels-of-breast-cancer-near-uk-nuclear-power-stations/

Altos niveles de cáncer de mama cerca de las centrales nucleares del Reino Unido.

Advertencia de cáncer en las plantas de energía nuclear: las tasas de cáncer de mama son cinco veces más altos en la planta de Gales – y dos veces más alta en los sitios de Essex y Somerset, revelan los expertos.

  • Los estudios analizaron las tasas de varios tipos de cáncer en las personas que viven cerca de las centrales eléctricas Trawsfynydd, Bradwell y Hinkley Point
  • Las tasas de cáncer de mama en la planta de gales eran cinco veces mayor de lo esperado
  • En Bradwell y Hinkley Point eran dos veces mayor que la media del Reino Unido
  • Los investigadores advirtieron que sus hallazgos son  “muy claras ‘son’ notable ‘  

Por  LIZZIE Parry por MailOnline   09 de junio 2015  Las mujeres que viven a sotavento de las centrales nucleares tiene  cinco veces más riesgo de desarrollar cáncer de mama,  han advertido los expertos.

En tres estudios separados, un equipo de científicos observó las tasas de varios tipos de cáncer en las poblaciones que viven cerca de la estación de energía Trawsfynydd en el norte de Gales, Bradwell en Essex y Hinkley Point en Somerset.

Descubrieron que las tasas de cáncer de mama, en particular, fueron mayores de lo esperado de los promedios nacionales en los tres sitios.

En Trawsfynydd, las tasas de la enfermedad eran cinco veces mayor que el promedio, mientras que en Essex y Somerset mujeres tenían el doble de riesgo de desarrollar cáncer de mama. 

La investigación, dirigida por el Dr. Chris Busby, que se basaba anteriormente en Aberystwyth pero ahora se une a la Academia de Ciencias de Letonia en Riga, también encontraron que se registraron otros tipos de cáncer en el doble de la tasa de Trawsfynydd.

La planta de Gales es la única central nuclear construida en el interior en el Reino Unido.

Actúa como una fuente de agua de refrigeración y es también un sumidero de radiactividad liberada a partir de la planta.

Existe una cantidad significativa de material radiactivo en el sedimento del lecho del lago.

La central dejó de funcionar en 1993, pero aún no se ha dado de baja totalmente.

Los vientos dominantes en el sitio están al sur oeste y más del 90 por ciento de los que viven a favor del viento de la central fueron estudiados por los investigadores que trabajan para el Dr. Busby.

El documento, publicado este mes por Jacobs Revista de Epidemiología y Medicina Preventiva, afirma: ‘Trawsfynydd es una central nuclear “sucia”.’

“Como lo ha hecho el dióxido de carbono, reactores de bloques de grafito refrigerados por gas, sus liberaciones en el aire son más altos que la mayoría de los otros tipos de reactor nuclear.

“Además, todos los vertidos líquidos se vierten al lago, donde se han acumulado en el sedimento del  lago,” señalaron los investigadores.

“Los resultados muestran claramente que la población a favor del viento ha sufrido a causa de estas exposiciones.

‘Esto es más claro en el cáncer de mama en las mujeres más jóvenes por debajo de 60, donde las tasas eran casi cinco veces la espera.

Además vemos una duplicación del riesgo en los que comieron pescado de lago Trawsfynydd, que apoya la conclusión de que se trata principalmente de un efecto de la estación de energía nuclear . ”

Otras formas de cáncer que muestra niveles elevados incluyen de próstata, leucemia, mesotelioma y el páncreas.

En total, 38 personas en el área investigada fueron diagnosticadas con cáncer entre 2003 y 2005, frente a un nivel de ‘espera’ de 19,5.

El informe dice: “Estos resultados son significativas y relevantes para las decisiones políticas sobre la energía nuclear.”

En un informe separado, también publicado en el Jacobs Revista de Epidemiología y Medicina Preventiva, el equipo del Dr. Busby reveló sus conclusiones de un estudio similar cerca de la planta nuclear de Bradwell en Essex.

La planta está ubicada en el lado sur del río Blackwater en Essex.

Para llegar a sus conclusiones se compararon las poblaciones en los lugares adyacentes al río Blackwater con un control de la población que vive cerca, en un área no contaminada cerca del río Crouch.

Los investigadores concluyeron: “Entre 1995 y 2001 la mortalidad por cáncer de mama fue significativamente mayor en los lugares adyacentes al río Blackwater en Essex que en los que estaban en el interior.

‘En los emplazamientos de Blackwater que habían medido la contaminación radiactiva de la central nuclear de Bradwell tenían casi el doble de  mortalidad por cáncer de mama que un grupo de control en las cercanías del río no contaminado Crouch.’……… http://www.dailymail.co.uk/health/article-3116620/Nuclear-power-station-cancer-warning-Breast-cancer-rates-FIVE-TIMES-higher-Welsh-plant-twice-high-Essex-Somerset-sites-experts-reveal.html